Guía para emprendedores que nunca emprendieron

Estas líneas que escribo a continuación, las redacto con la finalidad de contarle a aquellos que nunca hicieron una empresa, qué significa hacer una empresa.

En primer lugar dejemos algo bien en claro, si tu papá compra el fondo de comercio de un restaurante, o de una empresa de Internet, o de lo que sea, no sos empresario, sos en realidad el hijo de alguien que compró una participación para que allí seas empleado. O (bueh, seamos más buenos…) para que juegues a ser empresario.

Son cosas importantes a tener en cuenta, para que te rodees de gente que sabe más que vos, aprendas, delegues lo que deba delegarse, y ejecutes lo que debas ejecutar. Creer que uno sabe (cuando no) es un error gigante, y depender siempre de los demás también lo es.

La diferencia entre un emprendedor o empresario y un empleado, es que el empleado está enfocado en hacer “su trabajo” de 9 a 18. Mientras que un emprendedor o un empresario, lo hace 24×7 via smart work, es decir, no haciendo un montón de tareas operativas sino abocándose a la estrategia y delegando las tareas de bajo nivel de responsabilidad.

Para que los empleados en tu empresa se pongan la camiseta, primero la tiene que tener puesta el emprendedor. Ahora, ¿qué significa eso?

¿Cómo se hace “pesar” la camiseta? Bueno, los que nunca hicieron una empresa en su vida, creen que se hace estando de 9 a 18 en la oficina con la computadora prendida y calentando la silla, o poniéndose bio’s de twitter copadas, o profiles de linkedin que “la rompan” (sí, créanme que nabos los hay y muchísimos) pero la realidad es que el peso de la camiseta se la da a través de la generación constante de una fresca y genuina cultura organizacional, generando un ambiente de trabajo óptimo, una empatía positiva con los empleados, conociendo al cliente, preocupándose por el bienestar de todos aquellos que interfieren en la empresa, entre otras formas. Y principalmente; dando el ejemplo.

Un emprendedor tiene que generar facturación, es clave estar siempre pendiente del nivel de ventas y de bajas, así como también de los incrementos y disminuciones en la facturación. Nociones de market share constantes son básicas.

Mi abuela de 87 años sabe muy bien cuánto cobra de jubilación y conoce a la perfección cuántos remedios, comida y ropa puede comprar cada mes para no gastar más de lo que gana. No deja de sorprenderme la cantidad de “emprendedores” y de comerciantes que no tienen ni la más mínima idea del EBITDA de su empresa, ni de la facturación, ni de la rentabilidad, ni del nombre ni cantidad de sus empleados. Como referencia; Steve Jobs trató siempre de mantener no más de 100 empleados en Apple mientras pudo, para poder recordar y conocer a cada uno de ellos.

Conozco muchísimos casos de personas clave que no tienen idea cuánto le pagan a un proveedor por un bien que luego venden con el valor agregado que añade su compañía. Si, leiste bien, NO SABEN. Es increible, y siguen trabajando en esas empresas. El mundo es muy loco.

Está claro que si nunca pasaste hambre, si nunca tuviste la cuenta corriente en rojo, si nunca estuviste en apuros financieros por errores de management, es muy común que surjan complicaciones para valorar todos los capitales que posea una compañía. O que los pases de alto, o no los aproveches. De alguna manera, es como si papi y mami te regalan un auto en vez que te lo compres vos, es bastante probable que no lo valores lo mismo que si lo compraste con tu esfuerzo.

No existe el emprendedorismo “part time”, cómo es eso de escindir la personalidad por un rango horario? La búsqueda constante de oportunidades, la falta de miedo al éxito, la ambición, la adaptación al medio, la estrategia, son todas características que hacen al emprendedor formar una empresa, al igual que a los sueños, los dejamos para dormir, no para trabajar.

Hay una cuestión que es contundente y puede ser una buena o mala noticia; modificar la personalidad lleva años, por lo que si no pudiste ser un “gran emprendedor” y ya hace varios años que estás en tema, es mejor que tomes nuevos aires o bien te resignes al promedio que venís generando.

Tiene que quedar bien claro; el ejemplo es el que da uno mismo. Tratar a los empleados como queremos que ellos traten a los clientes. Son cosas básicas que la práctica va construyendo a partir de una visión empresarial.

La pasión de construir y generar por la propia cuenta, de disfrutar el camino, y de realizarse en el día a día, es algo que se lleva innato y que puede o no estar latente para manifestarse luego, si no hay “sangre emprendedora” que corre por las venas, no hay nada.

8 pensamientos en “Guía para emprendedores que nunca emprendieron

  1. Pingback: January 16, 2012 … para releer! : LatamTech.Biz

  2. Santiago

    Excelente Esteban!! Muy buen post! Como siempre un placer leer las cosas que compartís.
    Abrazo grande!

  3. ROGER SCHULTZ

    MUY duro. MUY MUY bueno.

    Aunque un poco soberbio lo de “por lo que si no pudiste ser un “gran emprendedor” y ya hace varios años que estás en tema, es mejor que tomes nuevos aires o bien te resignes al promedio que venís generando.”

    Eso me chocó un poco, por que hay gente que tiene distintos estándares de “éxito” siendo crudo, COMO EJEMPLO: para un Wenceslao Casares o Martín Varsavsky, vos o yo seríamos el ejemplo a seguir en éste párrafo?

  4. Pablo Sabbatella

    Otro punto muy importante es el de elegir con mucho pero mucho cuidado a los socios, porque si no elegis bien, te podes comer un garrón de largo plazo. True Story!

  5. Esteban Cervi Autor

    Roger, claro, en definitiva es subjetivo qué es ser un “gran” emprendedor. Para unos será poder tener horarios flexibles, para otros hacer un exit millonario, etc.

    Y no, no creo que para WC o MV seamos ejemplos a seguir, en todo caso es al revés! no?

  6. Marcela

    Excelente articulo!!…

    Y estoy completamente de acuerdo contigo, es distinto decir “me compré un auto por que ahorre y me esforcé” a decir “me compre un auto porque me regalaron el dinero para ello”… cero esfuerzo!!!!.. te lo digo por que lo he visto con mis propios ojos…

    Es importante también que como padres les enseñemos a nuestros hijos el valor de las cosas.. no el monetario si no el valor de adquirirlo… que te esforzaste.. ahorraste.. trabajaste duro para tener todo lo que tienes… etc.

    Y como empresario… se debe esforzar 5 veces mas… por que tu debes generar tu propio dinero, moverte por el. no esperar a que toquen la puerta para ofrecerte un trabajo…
    no se tiene horario, pero si responsabilidades. Si tienes empleados la carga es mucho mas grande, si tienes familia.. mucho mas difícil… todo esta en el esfuerzo, la actitud, la fe y la perseverancia, si hoy no te fue bien pues mañana va a mejorar.
    Es un tema largo.. y para que hablar de la parte contable… si no eres ordenado.. uff!! ahí no solo peligras tu.

    En fin mis felicitaciones… por lo general todos hablan de los emprendedores, pero no de los que fracasaron… es bueno saber de experiencias similares para no cometer los mismos errores.

    Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>